Fotos de una gordita tetona que le gusta chupar polla

En una casa debe haber una forma de documentar, las fotos porno caseras lo hacen perfectamente. Porque estamos interesados en saber que esta gordita tetona le gusta chupar polla. No lo pondrá en su hoja de vida pero seguro en perfil de Tinder sí.

Una gordita que le gusta chupar polla y además es tetona. Seguramente lo está haciendo con su novio y ustedes pensando mal. Pero es lo que pasa con las fotos porno caseras. Son libres de interpretación y cualquiera puede decir que era el amante o que son varios pitos.

Lo cierto es que es difícil saber si es el mismo tío o no, ya que habría que analizar la verga que ella se está comiendo y determinar si es la misma en todas las imágenes. Un trabajo que no estoy dispuesto a hacer y mucho menos gratis.

Pero también habrá quien se pueda imaginar muchas cosas más locas o absurdas. Como dije: es la magia de las imágenes amateur. El resto de nosotros nos quedamos enganchados en sus ricas tetas. Para mí son divinas y aunque habrá gente que no le gusten las gordas, es porque no saben lo que dicen.

Las chicas barrigonas también son culonas, además son más complacientes. Les pides el coño y ella misma se está metiendo tu rabo. No tienes que pedirlo dos veces porque su coño es tuyo para que hagas lo que quieras. También te darán culo cuando quieras. No importa que estén cagando, pueden hacer dos cosas a la vez.

Y para rematar, son buenas amas de casa. Son buenas en la cocina porque obvio no lucen bien en traje de baño, entonces para evitar salir a la calle, hacen que todo el placer que quieras tener, lo tengas en casa. También son muy fieles, porque pocos tienen escrúpulos para quitártela. A menos que quieras jugar al cornudo un día y se lo pidas.